• Vie. Ago 6th, 2021

Musiqueando

Tu web de música

Señor Chinarro, en buena compañía

Poradmin

Mar 24, 2014
Image

Abrió Antonio con Ni lo sé ni me importa para dar paso a una banda que rápidamente mostraría su valía sobre el escenario: Javi Vega, Pablo Cabra y un Jordi Gil que brillaría con luz propia, desde la quietud de su figura, sin necesidad de arabescos ni posturitas para convertirse en el Johnny Marr propio de Luque/Morrissey en un grupo que, junto, se arrima mucho al sonido del mítico grupo de Manchester.

 

Centrado en los discos grabados con esta misma banda, posiblemente los más brillantes de una larga trayectoria, los “hits” caían uno tras otro, sin apenas pausa más que para recibir los aplausos del público que casi llenaba Malandar.  Canciones como una Ángela que, pese a ser de las primeras en sonar, salí tatareando por la calle Torneo abajo al finalizar el concierto. Intensa, emocionante, inmensa.

 

Sonó Gran Poder bien cerquita de “su casa”, sitio que Luque definió como “de fuerzas telúricas” seguida de El cabo Trafalgar para cerrar una primera parte de un concierto largo, exprimiendo al máximo la trilogía “El mundo según”, “El fuego amigo” y “Ronroneando”.

 

Con los ritmos de Vacaciones y San Borondón las primeras filas empezaban a hacer algo más que agitar la cabeza, viéndose los primeros bailes entre un público extrañamente frío, para, como dijo el propio Antonio, enfocar la parte “contestataria” del concierto con La decoración que fue seguida de otro de los highlights de la noche: una Gitana que sonó enorme, creciendo a medida que avanzaba para acabar alto, muy alto, en un final “ruidista” como creo que nunca había visto en un concierto de Señor Chinarro (y van unos cuantos)

 

Una potente Militar dio pasó a la última parte (me niego a llamar bis a algo programado y escrito en el setlist) con el ya clásico El rayo verde (sin duda una de las mejores canciones del repertorio de Antonio Luque) y Anacronismo de cierre, quedándonos por ejemplo sin mi favorita Cero en gimnasia. Pero esta vez no tocaba. Aún así, un concierto de Señor Chinarro en todo su esplendor. Como debe ser.