• Jue. Dic 1st, 2022

Musiqueando

Tu web de música

Salimos a la lluvia a orillas de Sanlúcar – Manolo García

Poradmin

Jul 5, 2009

Sanlúcar de Barrameda, 3 de Julio 2009

 

Como parte de la gira "Saldremos a la lluvia, segunda parte" Manolo García y su banda recalaron en la gaditana Sanlúcar de Barrameda y lluvia sí que hubo, lluvia de las fantásticas canciones que en toda su carrera ha creado este auténtico genio y lluvia de vitalidad, de fuerza y derroche sobre un escenario.

 

Posiblemente escriba lo que escriba me quedaré corto en cuanto a las virtudes que exhibe Manolo García cuando se sube a un escenario y abre el catálago de canciones con las que podría hacer más de uno y más de diez repertorios y todos con acierto y a la vez en todos echaríamos de menos temas.

 

La primera parte la dedicó especialmente a su último trabajo y dibujar cuadros musicales con poesía, con sensibilidad apoyado por una banda de altura que bien con tintes acústicos o eléctricos, con percusión y violín y con una bailarina que escenificaba y enfatizaba lo que Manolo, o Manolito, había creado primero e interpretado después en la noche de Sánlucar.

 

Y es que a diferencia de otros muchos, Manolo García no parece un personaje sobre el escenario, posiblemente por eso transmite sencillez, sin poses, ni artificios ni regalando oidos por conveniencia. Tal fue así que se adentró entre el público y llegó hasta la torre de iluminación al cual trepó y desde donde cantó y bailó para deleite de todos los presentes. Tal fue así también que animó a salir a varias mujeres, incluida una niña de corta edad, con las cuales bailó sobre el escenario. Tal fue así, por último que se disculpó por la falta de visibilidad en una de las zona del Teatro Municipal y se ofreció a devolver el importe de la entrada a quien así lo creyera conveniente.

 

Con los guiños obligados a su etapa en el "Último de la fila" con "Insurreción" o "Lapiz Tinta", con una sección de bises  casi dedicado en su totalidad a "Arena en los bolsillos" con "Como quien da un refresco, "A San Fernando"  y su clásico fin de fiesta con una ranchera, lo cierto es que en cada canción respiramos libertad y esperanza mezclado con los aromas marinos sanluqueños y del pescaito frito. Una vez más, el tiempo se detuvo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *