• Vie. Jul 30th, 2021

Musiqueando

Tu web de música

Rock and Roll actitud

Poradmin

May 24, 2014
Image

 

Poco ambiente en las horas previas a la apertura de puertas y gran despliegue policial que justificaron su presencia multando a más de uno y de dos con 100 euros por beber tinto de verano en la calle, por supuesto un hecho gravísimo (modo irónico ON).

 

Y por fin entro, pulsera en mano derecha y es uno de mis momento preferidos. Miro alrededor, con la tarde en su última hora, siento el frescor de la vegetación, el aire de libertad y sí, por supuesto, la música.

 

Chocolata estrenaba el escenario principal con sus aires flamencos y de traslación de otros géneros. Se mostró cómoda en un concierto donde destacaron Tengo y una sorprendente adaptación de La Llorona, de Chavela Vargas y que hace unos días también la escuchamos en voz de Depedro.

 

El concierto cogió empaque con la presencia de Pájaro a la guitarra que además alternó en la interpretación de Perché, dentro de su discografía, y así entre punteos imposibles, taconeos y palmas finalizó esta primera toma de contacto con el Territorios.

 

Sin mucho tiempo para alternar…nos mantuvimos en el Escenario Cruzcampo. Es fácil decir que Loquillo es un grande, en alusión directa con su estatura. Pero es que musicalmente es realmente inmenso. Su carrera más reciente y más desconocida es una orientación ilustrada del rock. Ha firmado discazos como aquel Balmoral y temas como Memoria de jóvenes airados, Sol donde coquetea con la electrónica o la impresionante Cruzando el Paraíso.

 

Loquillo es personaje, pose, dominio del escenario, maestro y conocedor de su público al que se entrega desde esa altura imponente con gestos, bailes, fuerza y rock and roll actitud. Por si esto no bastara…la banda que lo acompaña es de muchos quilates con Igor Paskual y Jaime Stinus que dio una clase magistral a la guitarra.

 Image

Pero a un concierto de Loquillo además vas a rejuvenecer. Quieres gritar con tus amigos que eres Feo, Fuerte y Formal , volver al Rompeolas o hacer los coros con La Mataré y El Ritmo del Garage. Y Loquillo nos lo dio. Nos recordó Cuando fuimos los mejores y a más de uno nos puso a llorar con el himno-broche del Cadillac Solitario. Curiosamente el concierto se acabó con el Loco a pleno pulmón desgañitándose con ese Nenaaaaaa que aún resuenan en nuestras cabezas.

 

Costó trabajo recomponerse, la afonía se había convertido en denominador común de muchos de nosotros pero aguardamos allí a Love of Lesbian que acudían por segunda vez al Territorios. Habituales, yo diría que residentes, en cualquier cartel festivalero, en esta ocasión tocaba ver la puesta en escena de su nuevo formato al que han denominado "el poder de la tijera" en clara alusión a los recortes sociales por parte de la clase política.

 Image

El nuevo show cuenta aparte de la habitual caracterización y juegos de disfraces, con audiovisuales que tuvieron su punto álgido con el estreno de El Mal Español, nuevo tema con una crítica explícita nada baladí y más que oportuna…en época de elecciones. Santi Balmes es desde hace tiempo un consumado maestro de ceremonias que le puso voz a Bélice, si tú me dices Ben..yo digo Affleck, o la terapéutica y narcisista Me amo, entre otras, en un ejercicio que aunque repetido en multitud de ocasiones y giras, sigue funcionando alternando ciertos repertorios con hits que son apuestas seguras (Algunas plantas, Club de fans de John Boy o el final "fantástico" con Toros en la Wii)

 

La música seguí sonando en Territorios…mi energía estaba a punto de consumirse….retirada y mañana más.

 

 

Entrada relacionada