• Mar. Sep 27th, 2022

Musiqueando

Tu web de música

El Romanticismo sigue vivo

Poradmin

Oct 29, 2015
PabloLopez1

Nos hicieron pequeños, nos soñamos gigantes, pobres gigantes, tan grandes que olvidamos el mundo…” (Pablo López).

La historia de amor de Sevilla con Pablo López no es cosa de una sola noche. Tal y como explicó el cantante al público sevillano antes de firmar uno de sus momentos más emotivos de la velada; el mismo público que ayer abarrotó el Teatro Lope de Vega y que no le dejó solo ni en su primera visita a nuestra ciudad. Fue allá por el verano de 2013, cuando el intérprete aún no contaba ni con su primer trabajo discográfico en el mercado. Desde entonces, el artista malagueño no ha dejado de crecer y con él, el amor y la admiración que su gente de aquí le profesa. Y ayer, se lo volvió a demostrar.

PabloLopez1

La noche de ayer,  28 de octubre de 2015, no era una más. Era una fecha marcada en el calendario de muchos, era una cita especial y Sevilla lo sabía. El cantante y compositor Pablo López presentaba su último trabajo, El mundo y los amantes inocentes. Un disco que, desde que vio la luz el pasado mes de septiembre, no ha dejado de cosechar éxitos, situándose en las listas de los más vendidos.

Y se presentó con un look sencillo, de chaqueta, camiseta blanca, jeans y zapatos negros, intentando pasar desapercibido, ya que para eso utiliza sus mejores armas: sus letras, su voz y su música. Era imposible no sentirse bajo un embrujo cuando hablaba, con cada historia que contaba, cada anécdota, cada broma… Su manera de expresarse es tan natural y a la misma vez tan bonita y poética, que te atrapa por completo, haciéndote sentir como si estuvieras dentro de una sus canciones. Y así ocurrió,  tras interpretar como unos tres temas, en un Lope de Vega al completo de personas que habían ido a disfrutar. Comenzó otro recital paralelo, uno sin música, y que recorrió alguna que otra vivencia del compositor. Desde entonces la sintonía del público con su joven ídolo fue inigualable.

PabloLopez5

Desde que pisó el escenario no se separó en ningún momento de su mejor amigo, el piano, levantándose solamente para recibir y agradecer el amor y cariño que sus seguidores sevillanos han ido guardando durante todos estos años. Comenzó la noche con “La séptima mayor”, primer tema del trabajo que presentaba. A ésta siguieron otras como “Dónde”, “Dos palabras”, “La mejor noche de mi vida”, “Se busca”, “El invierno nos guarda” o “Te espero aquí”, con historia previa incluida, de una chica a la que conoció en una noche de manera inesperada, y dedicada a todos esos momentos efímeros que vivimos sin buscarlos, y que nos atrapan por completo. También hubo momento para un cara a cara entre artista y piano, viviéndose  así uno de los momentos más emotivos de la velada, con un público completamente en silencio y el protagonista en su máximo apogeo, atreviéndose incluso a cantar sin micrófono, demostrándose así porque Pablo López es quien es.

Para esta ocasión eligió “Mi casa”, tema que ya interpretó en su primera visita a la capital, y que recuperó dado el momento político y social actual. Pero si fuera del escenario no estaba solo, en el mismo no iba a ser menos. El malagueño tenía una sorpresa para sus fans. Contaba con el cariño y la admiración de otra artista y compañera. No fue otra que la cantaora y, también pianista, María Toledo, con la que cantó a dúo, solo ayudados por el piano, “Lo saben mis zapatos”, uno de los temas de El mundo y los amantes inocentes.

PabloLopez2

Tampoco podía faltar a esta cita su club de fans, que le viene apoyando tanto tiempo. Y para la ocasión repartió por las butacas del teatro unas fotografías del artista donde se leía el lema “Tus manos nos nuestra bandera”. Dicho detalle estaba pensado para que fuera levantado durante una de las canciones más esperadas de la noche, “Tu enemigo”.

Con el público en pie y totalmente entregado a su música, Pablo López regresó al escenario para culminar una noche de ensueño, tanto para artista como para espectador. No podía ser de otra manera y con “El mundo”, primer single de su actual trabajo, decidió poner el broche de oro a esta cita para el recuerdo.

Cuando vives momentos como los de anoche, es difícil lograr traducirlo todo a simples palabras, ya que se pierde mucho su esencia. He intentado ser lo más fiel posible y plasmar todos esos sentimientos de los que fui testigo ayer, pero es complicado cuando la música se hace desde el corazón, como en el caso de Pablo López. Y el artista a su vez recibe tanto amor del público. Ocasiones impagables como estas son las que hacen que este trabajo esté lleno de tanta magia.

Después de lo ocurrido ayer parece ser que la historia entre Sevilla y Pablo López se consolida. El malagueño vivió una noche grande. Y aún con el recuerdo reciente, como si de un sueño se tratase, muchos ya cuentan los días para volver a ver a este poeta contemporáneo, contando de nuevo estas y otras historias más, y atestiguar así la grandeza de este artista.

PabloLopez3

 

Fotografías: Patricia del Zapatero.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.