Arco presenta Uno en Malandar

Categoría: Crónicas de conciertos Creado: Lunes, 07 Marzo 2016 22:46
Visto: 1245

Hace aproximadamente un año que vi por última vez a Antonio Arco sobre un escenario. Fue en Córdoba y también os lo contaba aquí, en Musiqueando. No voy a negar que ese concierto con sabor a despedida me dio pena pero, pena porque se cerraba una puerta y lo que yo no sabía es que meses después se abriría una ventana, qué digo una ventana, ¡un ventanal! por el que Arco ha atravesado con toda su fuerza y con muchas muchas ganas de comerse el mundo. Así que tras meses de espera después de ese último concierto de El Puchero del Hortelano, el sábado llegó a Malandar Arco para presentarnos su último disco: Uno.

Los principios siempre son difíciles, o al menos eso dicen, pero las tablas que tiene Arco sobre el escenario son difíciles de ocultar y aunque, como bien dijo, no quiere vivir de otros tiempos, los que allí nos reunimos éramos fans de esos capaces de tararear lo mismo Asuntos serios que una de las canciones de su nuevo disco, como así fue en el momento en el que se presentó ante nosotros para entonar Una canción algo nervioso, o al menos eso parecía en su voz.

Nos desvivimos por llevar para adelante ese Vivo que hicimos nuestro y sacamos a pasear un vestido de Estampado floral por la Malandar antes de que saludase al respetable y como bien dice la canción “si volvieron sin marcharse la Bersuit y Leonard Cohen” parece que Arco quiera seguir sus pasos. Ganamos minutos de alegría dando La vida entera en la que no todo está previsto pero con Reverso tuvimos el gran beneficio de conocer un pedacito más de Uno. Le echamos ganas a lo que continuaba sintiendo la fragilidad descrita en Castillo de naipes y cantamos por él todo el estribillo de Martillo y Cincel.

Hubo temas, como Equilibrio, que sonaron particularmente bien, supongo que el hecho de ir acompañado por el batería del Puchero ayuda a que las nuevas incorporaciones se adapten al grupo. Pero aunque Antonio nos confesó que no quiere utilizar el nombre del Puchero en vano, no podía irse sin tocar alguno de sus temas, y se lo agradecimos, se lo agradecimos cantando a pleno pulmón que la vida es más vida, Manuel, si se vive como si fuese la última vez. Más razón que un santo, Antonio.

Tuvimos nuestro momento emotivo, con Mamá y como si fuéramos esos quinientos currantes arrancando su coche nos sumergimos en esta Ciudad que abrió paso a una versión muy especial del tema de Juan Luis Guerra Te regalo una rosa. Nos dijimos esas verdades Por la mañana y a la cara e incluso dedicó su Alegato a las mujeres y la lucha por la igualdad, no podíamos hacer otra cosa que nananear junto a él en este temazo en el que se despedían.

Pero estaba claro que no podían dejarnos sin los bises y revivimos el primer videoclip del álbum rememorando Un día perfecto y concentramos todos nuestros sentimientos para cantar lo más bonito que llevábamos dentro en Tú eres eso. Aunque como no podía ser de otra forma llegó Lo difícil de la noche, porque este tema nos traía sabor a despedida y cierre, eso sí, teniendo muy claro que el pasado es mejor dejarlo estar y que el futuro de Arco será muy prometedor.

EasyCookieInfo

INSTAGRAM