Musiqueando con...Rubén Pozo (2017)

Escrito por Mario García Salado
Categoría: Musiqueando con.... Creado: Viernes, 20 Octubre 2017 10:52
Visto: 1432

Lo nuevo de Rubén Pozo ya está aquí y por eso era el momento perfecto para hacerle esta interesantísima entrevista para conocer los entresijos de Habrá que vivir. ¡no te la pierdas!

 

- La primera pregunta es casi obligatoria, mañana sale tu nuevo disco Habrá que vivir, ¿nervios?
Sí, mucha excitación, efervescencia, mañana como bien dices sale por fin Habrá que vivir y estoy lleno de ilusión, noto chiribitas ahí, por toda la sangre.

- Se te nota rebosante de energía, ¿significa esto que nos traes algo especial?
Sí, sí, sí, no sé, siempre es especial, siempre digo que este disco me lo voy a tomar de tranqui y tal, pero no se, son muchas emociones, muchas cosas y la verdad que la inminencia de la salida del CD mola muchísimo.

- ¿Qué recepción esperas mañana tener con el público, tanto seguidores como nuevos oyentes?
Creo que a mi público le va a encantar la verdad y creo que a quien no sea de mi público y quiera acercarse a él, se va a encontrar canciones con letra, no instrumentales, de tres y medio a cuatro minutos que cuentan historias, todo unido por juegos de guitarras eléctricas, a cualquiera que tenga un poco de querencia por el Rock, por el Roll y por el Rock and Roll, creo que se puede sentar tranquilamente a disfrutar.

- Podríamos decir que te estás lanzando a todo el mercado del rock, no a un público específico entonces, ¿no?
No, a todo el mercado no se, yo no me lanzo a nadie, uno hace lo que hace y bueno siempre uno espera que haya alguien ahí fuera, ¿no?. Pero no se, tampoco es como que se acerque quien quiera, está claro que alguien que tiene el oído acostumbrado al Rock y que sus gustos sigan por ahí pues lo tiene más fácil el que le pueda llegar dentro este disco, alguien que le guste el Rock es fácil que lo escuche y diga “SÍ ESTO ES”, pero vamos, que como los juegos Cefa, aquí para todo el mundo de 9 a 99 años (risas).

- Tu tercer disco en solitario, ¿fue un cambio duro dar el salto y llegar a donde estás hoy?
Un poco sí, uno lleva mas de 20 años en esto y bueno, primero estuve en una banda que se llamaba Buenas Noches Rose, muy rockera que tuvo un recorrido muy underground, luego estuve en una banda mas pop-rock que se llamaba Pereza y que llego a ser muy mega, así que de alguna manera he estado en los dos lugares, en las catacumbas y en los salones. Esta es mi tercera reválida que es ya mi carrera en solitario, donde me quedo ya para los restos. A día de hoy me siguen saliendo canciones, sigo necesitando de la música para respirar, sigo necesitando juntarme con gente para tocar porque si no me mustio y me pongo gris y se me va la vida.

- Hace unos días pudimos escuchar el single adelanto del disco, Caperucita Feroz, que es una vuelta al rock clásico dentro de tu carrera, ¿es esto lo que nos vamos a encontrar en Habrá que vivir?
Sí, sí, el grueso, la columna vertebral del disco es el rock, aunque ahora digo rock porque tengo que pensar en explicarlo, en traducir lo que hay para orientar un poco al oyente en el estilo. Yo lo que he buscado en este disco es el guitarrazo sincero, el guitarrazo que pica en rojo, y es que cuando distorsiona y sin querer ha picado en rojo y hay que repetir, no, no se repite, ha picado en rojo porque me he emocionado y le he dado un guitarrazo, y así tiene que quedar.

- Vaya, en lo que en un principio se basaba la esencia de la guitarra dentro del Rock auténtico.
Sí,yo no he pensado en “voy a hacer rock”, simplemente he compuesto unas canciones, las he ensayado con la banda en el local, a todos nos han gustado, había una línea argumental muy guitarrera y decidimos grabar el disco todos juntos, tocando juntos en el estudio. Todo esto bajo la producción del gran José Nortes en los estudios Black Betty de Madrid. Nosotros en todo momento hemos buscado el guitarrazo sincero y la canción que no esconde nada y no tiene prejuicios, he dicho lo que quería decir sin pensar en si es o no un poco fuerte o que van a pensar la gente o que vergüenza si digo esto, no, me ha dado igual, yo tenía que hacer estas canciones, son las canciones que han salido y yo con esto ya he ganado, si esto a alguien ahí fuera le llega va a ser más increíble todavía, pero de alguna manera yo hoy ya, el día antes de que salga el disco a la luz, yo ya lo he conseguido.

- O sea, podríamos decir que no te has dejado absolutamente nada en el tintero.
Exactamente, lo he volcado todo en Habrá que vivir.

- Tu música siempre resalta por ser auténtica y personal, ¿qué nos vamos a poder encontrar cuando profundicemos en tu nuevo trabajo?
Bueno para mi la sinceridad es una de las responsables de que una canción conecte al oyente, entonces cada vez me da menos pudor hablar de ciertas cosas, creo que te la tienes que jugar, tienes que jugarte un poco la boca cuando escribes y a veces decir cosas que no son fáciles de decir o que no son políticamente correctas,pienso que solo se vive una vez y las cosas las haces ahora o nada tío. Este ha sido uno de los faros que he seguido en toda mi carrera, yo he entendido el Rock y las canciones de esta manera y es el faro que yo tengo, cada uno tiene su librillo, este es el mío.

- Desde luego, ser franco y sincero a la hora de escribir, soltarlo todo tal cual lo sientes, suena una manera fantástica de crear desde la nada un trabajo tan personal.
Pues muchas gracias, de verdad, eso es lo que pretendo.

- ¿De dónde surge tu inspiración a la hora de ponerte a componer?
Pues principalmente de cosas que me suceden, puedes hacer una canción de que no surge nada pero es solo una (risas). Siempre tienen que suceder cosas, la vida está llena de sucesos, pueden ser cosas que ocurren y que joder no te dejan dormir o que te ponen muy feliz, yo creo que todos esos nudos en mi caso consigo enmarañarlos a través de canciones, yo necesito la música para vivir, cuando no se que hacer con las manos cojo la guitarra, si estoy viendo una peli que no me gusta, le bajo el volumen y cojo la guitarra, lo necesito, me de tranquilidad, me calma la cabeza. Ponerme a cantar me coloca el espíritu, yo ya te digo, principalmente lo hago para mi porque me viene bien a mi.

- Ese estado de trance que provoca un instrumento, hablando desde la experiencia, es maravilloso.
Hombre, claro, es lo que queremos, que el tiempo desaparece y joder, que bueno es estar vivo cuando estas sintiendo eso, y piensas “esto es lo bueno, la sal de la vida”. Porque los musiqueros sabemos a lo que nos referimos, ¿verdad? (risas)

- Totalmente de acuerdo con lo que dices. Con respecto a la inspiración, ¿te cuesta mucho inspirarte o eres de ese tipo de personas, si es que existen porque a día de hoy aun se duda, que pueden componer en cualquier situación?
Me va por temporadas, hay veces que estás muy inspirado y estás todo el rato que te salen mil cosas, cuando estás inspirado te sale una canción e inmediatamente se te ocurre otra o incluso a la mitad de una que todavía no has terminado ya te esta saliendo otra. Hay periodos que estás más, no se, despistado digamos. En mi opinión, pienso que cuando no te salen las cosas por la inspiración es porque te estás llenado, porque el espíritu también necesita llenarse para poder vaciarlo, en este caso en una canción. Creo que cuando no tienes mucha inspiración es que necesitas llenar más el cántaro.

-Algo falla entonces.
Sí, es el proceso natural, cuando estas muy lleno tienes que vaciar y cuando estas vacío tienes que llenarte de nuevas vivencias, nuevos sucesos, supongo que será algo que podrás contar.

- En trabajos anteriores tuyos hemos visto que tus inspiraciones en Burning o Tequila son bastante notables, ¿qué fuentes de inspiración has tenido en tu nuevo trabajo?
Bueno, todo estos siguen estando, Burning está, Tequila está, supongo que todo lo que he escuchado y me ha influido en mi vida está, Burning, Tequila, Loquillo, Extremoduro, los Rollings, los Beatles, los Who, The Years After, J.J. Cale, Black Sabbah, Led Zeppelin... O sea, quiero decir, no digo "yo es que me baso mucho en estos grupos’’ no, toda la música escuchada, de alguna u otra manera ha formado un batiburrillo y es mi bagaje musical que ha entrado en mí, y eso es parte de mi estilo, no sabría cuando porcentaje es de cada uno.

- La mezcla que me cuentas es algo explosiva pero interesante.
Bueno más que las bandas o los "yo soy rockero” o “me va el heavy metal" a mí me gustan las canciones que me dicen cosas, el tema que me toca la fibra, la verdad no me importa el estilo, pero vamos, en Habrá que vivir sí que es cierto que el estilo es el Rock, el Rock y el Roll, Rock and Roll, porque tiene Rock pero también tiene Roll,que es importante,no todo es tan cuadrado y megalítico como el rock, también hay que saber enrollarse.

- En tu anterior disco, En marcha, pudimos encontrarnos al rock en muchas de sus variantes como lo son el folk, formatos acústico eléctricos, ¿qué podemos esperar de tu próximo disco?
Que difícil es ceñir la canciones (risas) es tan fácil cuando le reproduces y le das al play... (risas). Son canciones muy basadas en guitarras, sobretodo eléctricas, con mucho uso de la batería y el bajo. El grupo sigue la formación básica del rock: dos guitarras, bajo y batería, una voz, un coro y algún piano o algún hamond por algún lado. Pero como ya te comenté es un disco donde sobre todo se le da mucha importancia a las guitarras,además el productor José Nortes es un gran guitarrista y conoce muy bien los sonidos y sabía perfectamente dónde quería llegar yo con el sonido de las guitarras. Mi intención es que a cualquiera que tenga especial afinidad con el instrumento de la guitarra sobre todo con la guitarra del Rock and Roll éste sea un disco que pueda disfrutar mucho. Por encima de eso están las canciones que son la base de unas historias que estoy contando y bueno, pues son mis letras, mis maneras de escribir, mi sello personal que es un poco como me atrevo a contar las cosas.

- En este disco Ariel Rot, guitarrista y vocalista de Tequila y los Rodríguez colabora en uno de los temas, ¿qué tal la experiencia de grabar con una leyenda de la música?
Pues increíble, grabo una canción que se llamó De vena tonta y la verdad que es la única colaboración del disco. Para mi Ariel es el mejor guitarrista de rock de España, ha sido todo un honor tenerle aquí en una pista, fue maravilloso el día que se vino al local y se puso a hacer licks, a hacer sus fraseos, la verdad es que aluciné en colores. Luego a parte, en lo personal, en las distancias cortas es un tío magnifico, es divertido estar con él. La verdad es que tengo mucha suerte de contar con él. Yo desde el principio sabía que la colaboración que quería para el disco era Ariel, y joder, me gusta mucha gente, pero en este disco que es muy guitarrudo sólo pensaba en Ariel, y le he tenido y me siento muy afortunado por ello.

- ¿Cómo surgió esta colaboración?, a parte de que fuera deseada por ti, claro.
Bueno también graba con José Nortes sus discos, y bueno yo le conozco y le llamé por teléfono y le dije que si quería pasarse por el estudio y escucharnos alguna canción, y ya la que le gustase pues que le diera caña, y nada, vino con su mejor sonrisa y sus mejores maneras y dijo “enseñadme la canción que habéis pensado” y le pusimos De vena tonta y a tocar. La verdad es que fue maravilloso, me encanta tenerle en ese tema.

- Cambiando un poco de tercio, el año pasado nos sorprendiste a todos con una gira prácticamente espontanea con Mark Olson, el que fuera líder de The Jayhawks, ¿es cierto lo que dicen de que se enamoró de tu música en un acústico tuyo?
Bueno, el vio un concierto mio en el León, en ese momento yo estaba con mi gira el llanero solitario tour, que era sólo voz y guitarra. Ese día él estaba en el público porque tocaba al día siguiente en la ciudad y le gustó el concierto y nos conocimos. Yo soy muy fan de su trabajo en solitario y también de los discos que hizo junto a The Jayhawks, y la verdad que no sé, hablando y tocando junto nos dimos cuenta de que había posibilidad de hacer algo los dos, así que surgió la idea de una gira juntos. Él se vino desde Estados Unidos, desde Joshua Tree, que es un desierto al lado de California que es donde vive él. Estuvo un mes en mi casa, estuvo viviendo conmigo, con mi familia, con mi hijo, con mi chica y ahí convivíamos todos, el vino con su mujer que también tocaba. Aprendí mucho, me abrió mucho los oídos a grupos americanos que yo no conocía de folk y de folk-rock. Ahora tengo un amigo que vive ahí, en el Joshua Tree en el desierto de Estados Unidos. (risas)

- Es una vivencia bastante curiosa sobre lo que se puede hacer con la música y unir a través de ella.
Por supuesto que sí. Además tuvimos una gira maravillosa y la verdad que lo pasamos muy bien y trabajamos mucho. Pero con lo que te quedas al final es que es increíble, de hecho periódicamente nos vamos escribiendo, nos vamos contando nuestras cosas. Él, como yo, tiene un disco que esta a punto de salir.. No sé, ahora es mi amigo Mark.

-Ahora que hablamos de giras, creo que entre la gente que nos gusta ir a conciertos y no tenemos la posibilidad de subirnos nunca a un escenario, siempre nos recorre la duda ¿qué se siente al salir al escenario y encontrarte la sala repleta de gente?
Pues se siente muy bien, sientes que va a cobrar todo el mundo y que te vas a quedar un poquito para ti, sientes que va a ser especial pero los nervios no te pueden hacer patinar, es muy bonito. A los músicos al fin y al cabo nos queda el directo, o sea, vender tickets es para nosotros una cosa muy importante para poder seguir trabajando en esto, seguir sacando discos. Yo sé que no está bien hablar de esto pero lo tengo que hablar, si te gusta cualquiera, y no lo digo por mi, lo digo por cualquier banda, hay que apoyarlas a ella y a los artistas, hay que comprar los tickets, ir a los conciertos y eso va a repercutir en que él pueda seguir, que esa banda pueda seguir haciendo discos y haciendo giras, porque la vida es dura para todos, y en el mundo de la música no es menos. Aún así yo creo que los tickets no están tan caros.

- Al fin y al cabo, el músico no vive solo de Spotify.
(risas) Bueno no es que no viva expresamente de Spotify, es que no vive nada de Spotify, aunque eso sí, yo soy usuario de Spotify y pago mi cuota y tal, pero soy usuario y luego me llegan las cositas de Spotify y bueno... yo no soy Taylor Swift (risas), pero creo que Taylor Swift no viviría de lo que le pagase Spotify, vamos, te lo aseguro. (risas)

- Entonces el lema a seguir es "hay que llenar las salas"
Si, bueno, llenarlas o no llenarlas, pero el directo es lo que nos queda como fuente de ingresos y hay que vivir la música en directo. Los discos también están muy bien y te acompañan en la vida pero en el directo la música está viva. Yo tengo planteada una gira para marzo/abril de 2018 de garitos, con banda, eléctrico, de Rock and Roll, de momento no he puesto las fechas, pero en breve serán públicas a través de mi redes sociales, twitter @rubenpozoprat y facebook, además de en rubenpozo.com. Dentro de un tiempo sacaremos un videoclip y dentro otro tiempo pues sacaremos como dije las fechas de los conciertos y no se, ahora me pillas muy excitado, es el día antes de la salida del disco, ahora soy todo tralla y tengo ganas de hacerlo todo a la vez, de que salga el disco, de tocarlo, de todo, que lo escuchen, que se acerquen quien quiera a él y no sé, tengo muchas ganas de que quien me sigue pueda escuchar todo el trabajo, las nuevas canciones, y también de ilusionar a la gente nueva que quiera unirse al carro y la verdad que soy todo efervescencia ahora mismo.

- Otra cosa que resulta curiosa es que no solo obtienes buena crítica en dentro de la península, sino que también se te tiene en gran estima fuera, como por ejemplo en México, que de hecho, si no me equivoco has pasado por allí con tu gira, ¿qué tal es la acogida de tu música fuera de España?
México fue el último gran descubrimiento a la hora de los conciertos, tuvimos la propuesta de un promotor de allí y fui para allá y la verdad que joder, di un par de conciertos que estuvieron increíbles, el publico fue muy fogoso. La verdad que sin duda volveré porque es increíble. También desde hace ya más tiempo si que voy a Argentina, Buenos Aires, Rosario, en Sudamérica gracias al idioma la canción de rock en castellano tiene muchas facilidades debido al idioma, quitando pues algunas cosas que decimos de maneras diferentes, las letras llegan a la gente de allí como a la de aquí.

- Una de las cosas más llamativas de la salida de Habrá que vivir es que a parte de los lanzamientos en formatos básicos, también se podrá adquirir el disco en formato vinilo, ¿crees que vuelven los tiempos de tocadiscos, vinilos y rock a la vieja usanza?
Sí, está hecho en vinilo también porque nos hacia una ilusión increíble tener un vinilo nuestro, yo tengo muchos vinilos y siempre quise tener un vinilo mío y joder, estoy tan contento con el último trabajo que me moriría si no llega a salir en vinilo. Creo que hoy en día, todo está demasiado digitalizado, Youtube o Spotify están bien, puedes escuchar la música pero joder, hay veces que te apetece tener la portada, leerte el libreto, ver quien ha tocado qué, quién ha hecho tal cosa, dónde se ha grabado, tener la portada en grande, tener la foto interior, y joder, ahí está el vinilo. Luego está ese maravilloso sonido de la aguja y el sonido analógico que creo que a mi música le viene bien el tratamiento del sonido analógico.

- Pequeños matices para poder disfrutar aun más de la música.
Exacto, claro el que lo quiera escuchar por Internet genial, y el que quiera tener ese detalle de calidad y tener la cosa como Dios manda, pues ahí tiene el vinilo. Para que veas hasta donde me gusta el formato, a mi me dicen “no se quién saca disco” yo lo primero que veo en mi imagen mental es claramente un vinilo, un disco grande.

- Este miércoles darás un concierto en la sala el Sol para todos aquellos que adquieran estos días el disco de salida, y como has comentado, pretendes comenzar gira en 2018 ¿algunos lugares donde podremos verte?
Sí, bueno, pues entre otros lugares estarán Valencia, Madrid, Barcelona, Coruña, Sevilla, Málaga, Toledo... en fin, estamos ultimando detalles para la gira y estamos ahora mismo trazando los lugares, las salas, los garitos, pero sí, lo primero va a ser este 25 de octubre en la sala el Sol de Madrid, pero eso es una cosa de invitados, un concierto para amigos, para gente del mundo de la música, sobre todo para colegas y es como celebración de la salida del nuevo disco, como para que empiece entre amigos y como en una fiesta.

- Una primera puesta en concierto íntima podríamos decir.
Sí, sí, para disfrutar, que yo quiero disfrutarla, haga lo que haga quiero disfrutar y no enterarme de que estoy trabajando, ¿sabes? (risas) yo para disfrutar no puedo ser consciente de que estoy trabajando, a mi trabajar no me gusta. (risas)

- Es muy importante el hecho de que tu disfrutes sobre el escenario, ya que todo ello se refleja luego hacia el público.
Por supuesto, yo creo que si no disfruto yo, no disfruta el público.

- ¿Algo que te gustaría decir para toda la gente que te escucha y nos lee desde musiqueando.com?
Soy Rubén Pozo, un saludo para toda la gente que lee Musiqueando y Rock and Roll hermanos.

- Muchísimas gracias por tu tiempo y desde Musiqueando te deseamos todo lo mejor para ti y tu nuevo disco Habrá que vivir.
Muchísimas gracias a vosotros.

INSTAGRAM